14.4 C
New York
lunes, octubre 25, 2021

¿Qué es una crisis financiera?

En una crisis financiera, los precios de los activos experimentan una fuerte caída en el valor, las empresas y los consumidores no pueden pagar sus deudas y las instituciones financieras experimentan escasez de liquidez. Una crisis financiera a menudo se asocia con un pánico o una corrida bancaria durante la cual los inversores venden activos o retiran dinero de las cuentas de ahorro porque temen que el valor de esos activos disminuya si permanecen en una institución financiera. Otras situaciones que pueden ser etiquetadas como una crisis financiera incluyen el estallido de una burbuja financiera especulativa, una caída del mercado de valores, un incumplimiento soberano o una crisis monetaria. Una crisis financiera puede limitarse a los bancos o extenderse por una sola economía, la economía de una región o economías de todo el mundo.

¿Qué causa una crisis financiera?

Una crisis financiera puede tener múltiples causas. Por lo general, puede ocurrir una crisis si las instituciones o los activos están sobrevalorados y puede verse agravada por el comportamiento irracional o gregario de los inversores. Por ejemplo, una serie rápida de liquidaciones puede resultar en precios de activos más bajos, lo que lleva a las personas a deshacerse de los activos o hacer grandes retiros de ahorros cuando se rumorea una quiebra bancaria.
Conclusiones clave

  1. El pánico bancario fue el origen de una serie de crisis financieras de los siglos XIX, XX y XXI, muchas de las cuales llevaron a recesiones o depresiones.
  2. Las caídas de los mercados de valores, las crisis crediticias, el estallido de burbujas financieras, los incumplimientos soberanos y las crisis cambiarias son todos ejemplos de crisis financieras.
  3. Una crisis financiera puede limitarse a un solo país o un segmento de servicios financieros, pero es más probable que se extienda a nivel regional o mundial.

Los factores que contribuyen a una crisis financiera incluyen fallas sistémicas, comportamiento humano no anticipado o incontrolable, incentivos para correr demasiado riesgo, ausencia o fallas regulatorias, o contagios que equivalen a una propagación de problemas similar a un virus de una institución o país a otro. Si no se controla, una crisis puede hacer que una economía entre en recesión o depresión. Incluso cuando se toman medidas para evitar una crisis financiera, aún pueden ocurrir, acelerarse o agravarse.

Ejemplos de crisis financiera

Las crisis financieras no son infrecuentes; han sucedido desde que el mundo ha tenido moneda. Algunas crisis financieras conocidas incluyen:

  1. Tulip Mania (1637). Aunque algunos historiadores sostienen que esta manía no tuvo tanto impacto en la economía holandesa y, por lo tanto, no debe considerarse una crisis financiera, sí coincidió con un brote de peste bubónica que tuvo un impacto significativo en el país. Teniendo esto en cuenta, es difícil saber si la crisis fue precipitada por una especulación excesiva o por una pandemia.
  2. Crisis crediticia de 1772. Después de un período de crédito en rápida expansión, esta crisis comenzó en marzo / abril en Londres. Alexander Fordyce, socio de un gran banco, perdió una enorme suma al vender acciones de la East India Company y huyó a Francia para evitar el reembolso. El pánico provocó una corrida en los bancos ingleses que dejó a más de 20 grandes casas bancarias en quiebra o suspendiendo los pagos a depositantes y acreedores. La crisis se extendió rápidamente a gran parte de Europa. Los historiadores trazan una línea entre esta crisis y la causa del Boston Tea Party —legislación fiscal impopular en las 13 colonias— y el malestar resultante que dio origen a la Revolución Americana.
  3. La caída de las acciones de 1929. Esta caída, que comenzó el 24 de octubre de 1929, vio caer los precios de las acciones después de un período de especulación salvaje y de préstamos para comprar acciones. Condujo a la Gran Depresión, que se sintió en todo el mundo durante más de una docena de años. Su impacto social duró mucho más. Un desencadenante del colapso fue un drástico exceso de oferta de cultivos básicos, lo que provocó una fuerte caída de los precios. Se introdujo una amplia gama de normativas y herramientas de gestión del mercado como resultado del desplome.
  4. Crisis del petróleo de la OPEP de 1973. Los miembros de la OPEP iniciaron un embargo de petróleo en octubre de 1973 contra los países que respaldaron a Israel en la Guerra de Yom Kippur. Al final del embargo, el barril de petróleo se situaba en 12 dólares, frente a los 3 dólares. Dado que las economías modernas dependen del petróleo, los precios más altos y la incertidumbre llevaron al colapso bursátil de 1973-74, cuando persistió un mercado bajista desde enero de 1973 hasta diciembre de 1974 y el promedio industrial Dow Jones perdió el 45% de su valor.
  5. Crisis asiática de 1997-1998. Esta crisis comenzó en julio de 1997 con el colapso del baht tailandés. Al carecer de moneda extranjera, el gobierno tailandés se vio obligado a abandonar su paridad con el dólar estadounidense y dejar que el baht flotara. El resultado fue una enorme devaluación que se extendió a gran parte del este de Asia, afectando también a Japón, así como un enorme aumento en la relación deuda / PIB. A su paso, la crisis condujo a una mejor regulación y supervisión financieras.
  6. La crisis financiera mundial 2007-2008. Esta crisis financiera fue el peor desastre económico desde la caída del mercado de valores de 1929. Comenzó con una crisis de préstamos hipotecarios de alto riesgo en 2007 y se expandió a una crisis bancaria mundial con la quiebra del banco de inversión Lehman Brothers en septiembre de 2008. Grandes rescates y otras medidas destinado a limitar la propagación del daño falló y la economía mundial cayó en recesión.

La crisis financiera mundial

Como el evento de crisis financiera más reciente y más dañino, la Crisis Financiera Global, merece una atención especial, ya que sus causas, efectos, respuesta y lecciones son más aplicables al sistema financiero actual.
Estándares de préstamos relajados

La crisis fue el resultado de una secuencia de eventos, cada uno con su propio detonante y que culminó en el casi colapso del sistema bancario. Se ha argumentado que las semillas de la crisis se sembraron ya en la década de 1970 con la Ley de Desarrollo Comunitario, que requería que los bancos flexibilizaran sus requisitos crediticios para los consumidores de bajos ingresos, creando un mercado para las hipotecas de alto riesgo.

IMPORTANTE: Una crisis financiera puede tomar muchas formas, incluido un pánico bancario / crediticio o una caída del mercado de valores, pero difiere de una recesión, que a menudo es el resultado de tal crisis.

El monto de la deuda hipotecaria subprime, que fue garantizada por Freddie Mac y Fannie Mae, continuó expandiéndose hasta principios de la década de 2000, cuando la Junta de la Reserva Federal comenzó a recortar las tasas de interés drásticamente para evitar una recesión. La combinación de requisitos crediticios laxos y dinero barato estimuló un auge inmobiliario, que impulsó la especulación, lo que hizo subir los precios de la vivienda y creó una burbuja inmobiliaria.

Instrumentos financieros complejos

Mientras tanto, los bancos de inversión, en busca de beneficios fáciles tras el colapso de las puntocom y la recesión de 2001, crearon obligaciones de deuda colateralizadas (CDO) a partir de las hipotecas compradas en el mercado secundario. Debido a que las hipotecas de alto riesgo se combinaban con las hipotecas de alto riesgo, los inversores no tenían forma de comprender los riesgos asociados con el producto. Cuando el mercado de CDO comenzó a calentarse, la burbuja inmobiliaria que se había estado construyendo durante varios años finalmente estalló. A medida que cayeron los precios de la vivienda, los prestatarios de alto riesgo comenzaron a incumplir con los préstamos que valían más que sus casas, lo que aceleró la caída de los precios.

Comienzan las fallas, se propaga el contagio

Cuando los inversores se dieron cuenta de que los CDO no valían nada debido a la deuda tóxica que representaban, intentaron deshacerse de las obligaciones. Sin embargo, no había mercado para los CDO. La sucesiva cascada de quiebras de los prestamistas de alto riesgo creó un contagio de liquidez que alcanzó los niveles superiores del sistema bancario. Dos grandes bancos de inversión, Lehman Brothers y Bear Stearns, colapsaron bajo el peso de su exposición a la deuda subprime, y más de 450 bancos quebraron durante los próximos cinco años. Varios de los principales bancos estaban al borde de la quiebra y fueron rescatados por un rescate financiado por los contribuyentes.
Respuesta

El gobierno de EE. UU. Respondió a la crisis financiera bajando las tasas de interés a casi cero, recomprando hipotecas y deudas gubernamentales y rescatando a algunas instituciones financieras en dificultades. Con tasas tan bajas, los rendimientos de los bonos se volvieron mucho menos atractivos para los inversores en comparación con las acciones. La respuesta del gobierno encendió el mercado de valores, que tuvo una carrera alcista de 10 años con el S&P 500 regresando 250% durante ese tiempo. El mercado de la vivienda de EE. UU. Se recuperó en la mayoría de las ciudades importantes y la tasa de desempleo cayó a medida que las empresas comenzaron a contratar y hacer más inversiones.

Nuevas regulaciones

Un gran resultado de la crisis fue la adopción de la Ley de Reforma y Protección al Consumidor de Dodd-Frank Wall Street, una ley de reforma financiera masiva aprobada por la administración de Obama en 2010. Dodd-Frank trajo cambios masivos a todos los aspectos de las finanzas de EE. UU. entorno regulatorio, que afecta a todos los organismos reguladores y a todas las empresas de servicios financieros. En particular, Dodd-Frank tuvo los siguientes efectos:

  1. Regulación más completa de los mercados financieros, incluida una mayor supervisión de los derivados, que se introdujeron en las bolsas.
  2. Se consolidaron los organismos reguladores, que habían sido numerosos y en ocasiones superfluos.
  3. Se diseñó un nuevo organismo, el Consejo de Supervisión de la Estabilidad Financiera, para monitorear el riesgo sistémico.
  4. Se introdujeron mayores protecciones para los inversores, incluida una nueva agencia de protección al consumidor (la Oficina de Protección Financiera del Consumidor) y estándares para productos “simples”.
  5. La introducción de procesos y herramientas (como las infusiones de efectivo) destinados a ayudar con la liquidación de las instituciones financieras en quiebra.
  6. Medidas destinadas a mejorar los estándares, la contabilidad y la regulación de las agencias de calificación crediticia.

Estimado lector, si compartes este artículo en tus Redes Sociales nos estarás ayudando a crear más contenido educativo en español. ¡Gracias por tu apoyo!

Nuestras investigaciones y reseñas pueden ayudarte a encontrar excelentes oportunidades. Nuestras guías ayudarán a utilizar las plataformas criptográficas de forma más eficaz. Conozca las mejores prácticas para invertir y comerciar con criptomonedas. Siempre verde y siempre GRATIS.

Gracias por suscribirte.

Algo salió mal.

ELECCIONES DE CRIPTOMUNDO HOY

Lo Último

Recibe lo último
del CriptoMundo

Nuestras investigaciones y reseñas pueden ayudarte a encontrar excelentes oportunidades. Nuestras guías ayudarán a utilizar las plataformas criptográficas de forma más eficaz. Conozca las mejores prácticas para invertir y comerciar con criptomonedas. Siempre verde y siempre GRATIS.

Gracias por suscribirte. No recibirás spam ni correos no deseados.

Algo salió mal.